La Plataforma Vecinal de Opañel sigue viva

PLATAFORMA VECINAL DE OPAÑEL

Después de dos años de lucha

 El pasado 24 de abril, los vecinos de Opañel celebramos que gracias a la unión vecinal se consiguió paralizar la ejecución de la cripta que pretendía hacer la Parroquia Sta. Catalina Labouré y recuperar la parte municipal de terreno anexo a la parroquia, que llevaba muchos años vallado para el uso y disfrute de la misma, privando su uso al barrio.

Para ello rendimos homenaje a una higuera y un almendro que llevan en ese terreno más de 100 años, y que se han convertido en símbolo de resistencia. Eran frutales de una casa: no hay que olvidar que se expropiaron algunas casas en ese terreno para pasar a manos municipales y luego ser permutado, en una parte, al Arzobispado.

En este momento, seguimos a la espera de que se formalice el acuerdo entre Ayuntamiento de Madrid y Arzobispado para dar solución al problema, que, como se nos explicó a los vecinos en asamblea abierta por la concejala Esther Gómez y por miembros de Gerencia de Urbanismo el pasado mes de diciembre en el Centro Cultural de Oporto, conllevará una redistribución del terreno para un mejor aprovechamiento de la zona municipal y favorecer la posibilidad de realizar una dotación para el barrio. Dotación que por parte de la Junta Municipal se comprometen a hacer.

A ese respecto, la petición que la plataforma ha realizado se basa en la consulta popular que hicimos en 2015, siendo el resultado obtenido una piscina climatizada, una instalación deportiva o una biblioteca. En diciembre, la plataforma decidió colaborar con esta propuesta del nuevo ayuntamiento para dar fin al conflicto, pero no sin decepción ante la imposibilidad de conseguir para el barrio todo el terreno sin construir, que a día de hoy sigue muerto y dejado, también en la parte que concierne a la Iglesia, terreno que el Arzobispado consiguió mediante aquella injusta permuta en 1992, en la que aquel ayuntamiento le favoreció claramente frente a los intereses de la ciudadanía.

Los vecinos seguimos expectantes y activos, alerta ante cualquier paso atrás. Y esperando que ese acuerdo se firme cuanto antes y que Opañel pueda disfrutar, de una vez, de una dotación que beneficie a todos. La unión generada entre el vecindario, con el apoyo del Servicio de Convivencia Intercultural en los Barrios, además, va a llevar a cabo a partir de ahora un programa de actividades que fomenten la dinamización del barrio y la participación vecinal. En concreto, estamos organizando juegos para niños (21 de mayo), baile y aperitivo vecinal (22 de mayo), un torneo de baloncesto (18 de junio) y conciertos (19 de junio). Todas estas actividades tendrán lugar en el parque frente a la Parroquia de Sta. Catalina, a las 12:00.

 

 

  Votar:  
Resultado:0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos0 puntos
  0 votos