La atención primaria, en peligro

‘Si se colapsa la Atención Primaria, se colapsarán inmediatamente los hospitales’
Hablamos con Ana Encinas, médica del Centro de Salud Nuestra Señora de Fátima, sobre el documento recientemente filtrado que prevé el cierre estival de 41 de los 49 centros de salud de la Dirección Asistencial Centro
 
Recientemente se ha filtrado un documento, titulado “Plan de contingencia Dirección Asistencial Centro”, que prevé el cierre en verano de 41 de los 49 centros de salud con los que cuenta dicha dirección. Para conocer mejor la situación de este servicio, hemos hablado con Ana Encinas (médica de Atención Primaria del Centro de Salud Ntra. Sra. de Fátima).
 
●●● ¿Cómo está la Atención Primaria?
Desde que ha empezado la pandemia no hemos tenido refuerzo en absoluto. Y ahora se ha filtrado un documento de la Dirección Asistencial Centro en el que explican que, debido a la falta de personal —porque nos vamos a ir de vacaciones, no va a haber refuerzos y se va a quedar la mitad de la plantilla—, tienen que cerrar centros. Realmente no sabemos cómo lo van a hacer, pero que de 49 puedan cerrar 41 quiere decir que en ocho centros deberemos atender a 1.300.000 personas, con lo que eso conlleva… Si ya estamos trabajando en unas condiciones difíciles —que mucha gente no sabe porque tampoco la Gerencia ni la Consejería se han esforzado en explicar qué hemos hecho en Atención Primaria—, pues imagínate ahora… 
 
●●● Se ha extendido la opinión de que la Atención Primaria está parada, lo que no es cierto…
En Atención Primaria nos hemos tenido que reinventar con la pandemia: organizamos en los centros “circuitos limpio/sucio”, fuimos al IFEMA… No hemos tenido rastreadores, lo que ha supuesto atender 50-60 llamadas cada día, sostener personas con muchísimo sufrimiento en domicilio… Algunos centros se cerraron porque estaban en condiciones ilegales, sin ventilación, y era imposible hacer dos circuitos ahí, pero salvo en esas ocasiones no hemos estado cerrados en ningún momento. También es importante que la gente sepa que en Atención Primaria, de lo que nos llega, nos quedamos con casi todo: solo un 15% se deriva a hospital. Si se consigue lo que pretenden, que es colapsar la Atención Primaria, se colapsarán inmediatamente los hospitales. Aunque quizá el objetivo que tengan sea que la gente acuda a la privada. 
 
En realidad poner a la ciudadanía en contra de los profesionales es una estrategia más. No se han esforzado en explicar cómo estamos funcionando, nadie sabe el número de consultas que tenemos, nadie sabe nada de lo que hacemos, y como hasta ahora hemos intentado que en la sala de espera no hubiera mucha gente por el tema de contagios, los pacientes deben de pensar que estamos ahí atrincherados, sin trabajar. También, al no tener acceso a los centros, muchos ciudadanos se van directamente a las Urgencias de los hospitales con cosas que no tenían que llegar ahí, entonces están también enfrentando a los profesionales de los hospitales con Atención Primaria. La información ahora mismo es lo más valioso: la gente llega a los centros de salud con muchísima agresividad, y entiendo su enfado, pero no somos nosotros los responsables y lo tienen que saber.
 
●●● Imagino que el ambiente entre los profesionales será tremendo…
Llevamos ya 15-16 meses echando la vida en esto, y estamos muy cansados, muy frustrados… El panorama es complicado, y que nos movilicemos nosotros también. Ahora mismo yo creo que la posibilidad está en la ciudadanía, sinceramente. Algunos de nosotros lo intentamos, pero en general veo que es mucho el cansancio y el hastío.
 
Foto: Mario Bermudo Maroto
 
 
‘Hay una indignación muy grande que estamos viendo en el repunte de las movilizaciones’
Jorge Aranda, trabajador del SERMAS y participante en la Asamblea Popular de Carabanchel
 
Jorge Aranda, trabajador del Servicio Madrileño de Salud, participa en la Asamblea Popular de Carabanchel, una de las organizaciones que está defendiendo la sanidad pública en el Distrito. Le entrevistamos para ampliar información sobre los efectos en el vecindario de la noticia del pretendido cierre de centros de salud en verano.
 
●●● ¿Cómo es la situación actual de la Atención Primaria en Carabanchel?
Es una situación difícil después de tantos años de estrangulamiento económico y de políticas de desmantelamiento por parte de la Comunidad de Madrid. Hay centros de salud de Carabanchel muy carentes de personal y que les cuesta dar una atención de calidad al vecindario. Muy pocas bajas y jubilaciones se cubren: en el conjunto de la Comunidad hay 800 plazas de médico que no están cubiertas, según las organizaciones profesionales, y es en los barrios del sur donde más se nota. Eso se traduce en que mucha gente acude a pedir cita, obviamente porque lo necesita, y en lugar de dársela para el día siguiente o dentro de dos, lo razonable y óptimo desde el punto de vista médico, se la dan para dentro de una semana, de dos, de un mes, les dicen que les toman nota y ya les llamarán ellos… Es una situación que está invisibilizada, pero que hace daño y condiciona la vida y la salud de miles de vecinos y vecinas.
 
●●● Y ahora se ha filtrado el plan que prevé el cierre de 41 de los 49 centros de salud de esta dirección asistencial en verano…
Exacto. Lo que pone encima de la mesa es que, en esta situación tan difícil de emergencia sanitaria, cuando lo que tendría que ver la Comunidad de Madrid es cómo mejora la asistencia sanitaria, en lugar de más inversión y más profesionales es exactamente lo contrario: de 49 centros pasar en verano a solamente ocho abiertos, obligando a la gente a desplazarse, multiplicando las listas de espera. Es inadmisible, genera una cantidad de dolor y sufrimiento que no estamos dispuestos a consentir y que demuestra el desprecio de la Consejería de Sanidad por la población madrileña.
 
●●● ¿Cómo ves al vecindario?
Hay una indignación muy grande, porque la gente ya tenía un problema enorme con la situación de la sanidad, y además que su centro de salud, que es una referencia para ellos, el sitio donde acude la gente cuando está mal, lo que planteen es que se lo van a cerrar, ha generado un nivel de enfado que lo estamos viendo en el repunte de las movilizaciones. En otros barrios también ha arrancado la lucha, y ha habido semanas con más de 40 convocatorias en distintos centros de salud por todo Madrid, lo que pone de manifiesto que la ciudadanía está harta de recortes, de que se escatime en su salud, de que para otras cosas sí que haya dinero pero para la salud de las personas de los barrios no. Y eso efectivamente ha generado un malestar que se ha traducido en parte en movilización y en lucha.
 
●●● ¿Qué previsiones hay en cuanto a movilización?
Bueno, pues la verdad es que las movilizaciones siguen, la indignación está ahí… Aunque predecir cómo van a ser en julio no es sencillo, porque muchos barrios llevan ya casi un año en lucha. Tendrá que ser el propio desarrollo de las movilizaciones y la participación vecinal en las asambleas lo que decida los siguientes pasos a dar y cómo en verano y después continuamos. Por eso desde aquí animo al vecindario a que participe y traslade su opinión, sus necesidades e inquietudes a las organizaciones, colectivos y tejido social que hay en los distritos, que es la forma de encauzar el malestar que hay, transformarlo en lucha y conseguir que no se cierren los centros. Que permanezcan atentos a las redes sociales de las organizaciones y colectivos para estar informados y participar en las convocatorias.

  Votar:  
Resultado:3 puntos3 puntos3 puntos3 puntos3 puntos
  3 votos